Bolivia

BoliviaBoliviaAunque a Bolivia se la conoce como el país del Altiplano y su nombre se asocia con montañas y paisajes áridos o desérticos, más de la mitad de su superficie pertenece a la región de los Llanos orientales, de clima tropical y exuberante vegetación. La región Andina ocupa el 28% del territorio y en ella se hallan algunas de las cumbres más altas de América como el Nevado de Sajama. También se encuentra aquí el Lago Titicaca, que comparte con Perú o el Salar de Uyuni, un depósito de sal y reserva de litio más grande del mundo. En la región subandina, que abarca el 13% del territorio, se encuentran los valles y los Yungas y en ella se extiende una gran actividad agrícola por su templado clima. La región de los Llanos, en el noreste, abarca una superficie del 59%, y es una tierra de llanuras y bajas mesetas cubiertas por extensas selvas y surcada por amplios ríos. Debido a la gran diversidad de relieves y climas aporta una biodiversidad considerada como una de las mayores del mundo

El extenso territorio del país está dotado de grandes atractivos turísticos, tanto históricos como naturales. El departamento de la Paz, es una región llena de montañas, algunas relativamente fáciles de escalar como el Huayna Potosí. Las ruinas de Tiwanaku son, después de Machu Picchu, las más importantes de América del Sur. El Parque Nacional Madidi es considerado una de las regiones más ricas en biodiversidad. El Lago Titicaca, es el más alto lago navegable del mundo y cuna legendaria del Imperio inca. El Parque Nacional Noel Kempff Mercado, localizado en el departamento de Santa Cruz, fue declarado Patrimonio Natural de la Humanidad por la UNESCO. La impresionante belleza del paisaje, así como la variada y abundante vida animal y el interés botánico que encierran, han convertido a este paraje en uno de los centros turísticos más importantes y bellos del país. Cuenta, además, con las misiones jesuíticas más importantes de Bolivia ya que aún se encuentran activas, a diferencia de las de Argentina, Brasil o Paraguay, que están en ruinas. El Cerro Rico en el departamento de Potosí, fue en su época la veta de plata más importante del planeta. La UNESCO declaró Patrimonio de la Humanidad a este cerro y a la ciudad de Potosí, por su contribución al mundo, además de ser una de las ciudades con más construcciones de estilo colonial, tales como la Casa de la Moneda, de la cual salían toda las monedas de plata hacia Europa y el mundo. El Salar de Uyuni, a menudo descrito como un mar de sal, la mayor planicie de sal de la tierra, y lagunas de colores como Colorada y Verde, en el sur de este departamento también son de gran importancia turística. El departamento de Chuquisaca con la capital constitucional Sucre, que también fue nombrada Patrimonio de la Humanidad, ciudad con muchas construcciones coloniales.

La cultura boliviana contemporánea es el resultado de la fusión de las culturas incaica e hispánica y el mestizaje colonial que ha sabido preservar las tradiciones de sus ancestros en las vestimentas, la lengua y el estilo de vida. En Bolivia existen alrededor de 40 grupos étnicos, que en muchos casos conservan sus tradiciones, culturas e idiomas. Bolivia presenta en todas sus variantes culturales una enorme influencia indígena.

 

 

Share Button

Los comentarios están cerrados.